FSC-CCOO Aragón | 16 julio 2024.

  • Menú Principal
    • tu sindicato

      Las empresas deben prevenir el riesgo laboral por estrés térmico

        CCOO Aragón denuncia que un elevado número de trabajadores y trabajadoras realizan su labor bajo estrés térmico sin la debida protección, por lo que sufren repetidamente sobrecarga térmica, poniendo en grave riesgo su salud. El sindicato recuerda a las empresas que son las responsables de tomar las medidas oportunas para evitar los riesgos a la salud, y hace un llamamiento para denunciar cualquier situación de estrés térmico sin prevenir.

        15/06/2022.
        Construcción

        Construcción

        En una ola de calor que tiene en alerta a la comunidad y a buena parte de España, CCOO señala que son las empresas quienes organizan el trabajo, horarios y tareas que deben realizarse, y son las responsables de proteger la salud y la seguridad de sus trabajadores y trabajadoras. “Y esto ocurre también ante el calor ambiental, aun cuando se deba a las condiciones climáticas”, afirma Luis Clarimón, secretario de Salud Laboral de CCOO Aragón.

        El sindicato afirma que el riesgo laboral por altas temperaturas muchas veces no se identifica en los centros de trabajo, a pesar de que resulta preocupante ya que a medio plazo afecta gravemente a la salud de las personas y en casos graves puede terminar en la muerte. 

        Según Clarimón “desgraciadamente está muy arraigada la idea de que el calor es un peligro natural, algo que no podemos evitar, eso es un enfoque erróneo que hace que estos episodios de altas temperaturas, previsibles, no se incorporen a la prevención de riesgos laborales”.

        Desde CCOO Aragón exigen que todas las empresas deberían establecer un plan de prevención de riesgos laborales que incluya las condiciones externas que afectan a la salud y bienestar de sus plantillas, considerando el estrés térmico y las medidas para afrontarlo y evitar sus riesgos. 

        En dichos planes deberán identificarse los puestos de trabajo y las tareas que están expuestas al calor extremo e implantar las medidas correctoras necesarias. Ponen como ejemplo realizar jornada continua los días de máximo riesgo, cambios de horario, descansos en zonas de sombra, asegurar la hidratación… 

        Precisamente, el pasado 13 de junio se presentaba el estudio ‘Los episodios de altas temperaturas como riesgo laboral’ elaborado por ISTAS (de la Fundación 1º de Mayo de CCOO) conjuntamente con el European Trade Union Institute (ETUI).

        En dicho estudio se analiza de forma detallada el impacto del calor en la salud de las trabajadoras y trabajadores y los riesgos a los que se ven sometidas las personas sometidas al estrés térmico, concluyendo que “es necesario que las empresas en las que el personal se pueda ver afectado por los eventos de calor tengan preparada, con anticipación y, como parte de la planificación preventiva, una respuesta eficaz que garantice la protección de la salud.” 

        Y demanda que para que la protección de la población trabajadora sea una realidad, “se debe desarrollar una acción pública decidida que brinde especial atención a la protección de los segmentos de la población trabajadora más expuestos y más vulnerables, tal como está previsto en las políticas para la adaptación al cambio climático así como en la Estrategia Europea de Salud y Seguridad”.  

        Por último, CCOO Aragón hace un llamamiento para que cualquier situación de estrés térmico sin prevenir en centros de trabajo de la región sea denunciada a la Inspección de Trabajo en Aragón.